Una lucha latente

El acceso a agua potable es una necesidad para el ser humano, y por esta razón hoy continúan la lucha y los esfuerzos en múltiples áreas de la comunidad europea para garantizar la presencia de este precioso líquido en condiciones aptas para el consumo humano.

España no es la excepción a este caso, pues a pesar de la historia y el tiempo de existencia de la civilización en nuestro país, es común que se presenten problemas que puedan poner en peligro la distribución de agua potable en múltiples localidades bien sea de forma breve o temporal.

Con el fin de hacer frente a este problema, algunos entes de la administración pública en las diferentes regiones del país destinan fondos de forma regular para garantizar el buen estado de los sistemas de distribución de agua potable, así como también su explotación.

¿Por qué hacer este esfuerzo?

Supongamos que tiene un coche nuevo con un problema, ¿usaría piezas de otro coche mucho más antiguo para repararlo? Ciertamente no, y esto aplica también a las tuberías y sistemas de distribución de agua potable, puede que ya existan, que estén funcionando, pero su mantenimiento requiere piezas que reemplacen cualquier parte defectuosa o anticuada.

Registros, tapas, tuberías, piezas dúctiles y válvulas son algunos de los elementos que se incluyen en las listas de objetos a utilizar al reparar, y esto no da una idea de lo delicado que es este proceso pues incluso piezas que consideramos que duraran por siempre merecen atención.

Como resultado de estos proyectos y  trabajos de reparaciones o ajustes, se puede obtener la seguridad para la comunidad de acceso a fuentes de agua apta para el uso humano en todo momento.

Si bien este es un problema que no parece ser tan grande, en algunas localidades estos proyectos se están convirtiendo en planes a corto plazo como parte de los intereses públicos elementales.

La comunidad de Logroño es un ejemplo de estos proyectos, y el estudiar sus propuestas debería animarnos a poner nuestro granito de arena y contribuir al buen estado de las vías de paso y circulación de agua potable.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *